San Isidro Labrador con la presencia del Obispo Pablo Galimberti.-

Con gran entusiasmo y alegría se realizó el pasado domingo el llamado  “Encuentro con San Isidro Labrador”  en la hoy Colonia Juan Gutiérrez, una costumbre de hondo arraigo en el lugar desde la década los años 40 cuando fue fundada la Colonia “Uruguaya” por la firma “Sucesores Clemente Gutiérrez S.A.-

La ceremonia se dió inicio con el traslado de la imagen de San Isidro Labrador  -desde la ermita (predio familia Emanuele),  hasta la sede de la Sociedad de Fomento rural de Colonia Juan Gutiérrez, donde se ofició la misa campal, a cargo de Monseñor Pablo Galimberti.-

Al final le solicitamos a Monseñor Galimberti su opinión sobre una costumbre que se inicia con la presencia de más de 70 familias de agricultores que llegaron “por tierra” de los departamentos de San José, Flores y Soriano, a un lugar desconocido, trayendo como guía y protección la imágen de San Isidro Labrador, a lo que nos manifestó: –“He tenido la oportunidad de hablar con algunos de los lugareños, quienes me han recibido con tanto cariño…Se confirma aquello de que el uruguayo necesita reunirse, compartir… De que somos “famillieros”, solidarios, nostálgicos… Esa necesidad de juntarnos,  que se transmite a través de las instituciones sociales, religiosas, deportivas, va más allá de cualquier ocasional enfrentamiento… En este aspecto,  no somos “parecidos” a esas ciudades europeas modernas, donde se vive “como atrincherados” en sus hogares, recelosos, temerosos… Es por ello que pienso que esta reunión al “aire libre”, abierta a todos, juntos,  vecinos de ayer y de hoy, chicos y grandes, nos reconforta de verdad!”, agregando: –“Acabo de saludar a un matrimonio de la iglesia adventista, lo que verifica lo dicho: Cuando se convocan motivos de reunión,  nos acercamos todos al fogón de las anécdotas, de la memoria,  que inevitablemente surge cuando se comienza a recordar de quienes trajeron a San Isidro Labrador a este lugar, de su protección cuando nada había y estaba todo “para iniciar” … De quienes hoy promueven la reunión,  para que no se olvide en la memoria de los tiempos, cada 15 de mayo… Son estas familias y serán otras,  las que mantendrán estos hilos de  “la memoria” con sentido de pertenencia…Es que los seres humanos necesitamos “ser de algún lugar”… Claro que podemos decir “somos ciudadanos del mundo”, ya que “al entrar” en Internet estoy en el mundo, pero cuidado  -advierte-,  que puede ser un mundo de papel, virtual… Es por ello que necesitamos “tocarnos”, abrazarnos, sentir el calor del hermano, del vecino, a quien hace tanto que no vemos, sentir su mirada”, expresó.-

Sobre de su presencia como Obispo y luego de su carta renuncia nos sigue diciendo: –“Así es… Los Obispos en la Iglesia Católica al cumplir 75 años tenemos la obligación de elevar una carta al Papa, poniendo a disposición nuestro cargo … Este actúa con la absoluta libertad de aceptarla o de esperar… lo que ocurre en mi caso,  es que,  “el Papa está esperando hasta que se designe un reemplazante”, agrega con una sonrisa, para finalizar diciendo:  –” Esto no quita a que continúe como Obispo,  si Dios me da vida y salud”.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *