EL CAOS TAMBIÉN ES UNA INDUSTRIA.-

El estado de violencia de una nación, es como un cuerpo contaminado…Acaso aislando al vírus se soluciona el mal?.- En principio para hacer esta corrección se necesita de “operaciones” con bisturí a fondo…. Donde?… El cuerpo es de gran tamaño como complejo… Acaso reclamando seguridad se combate al enemigo (llámese inseguridad)?… Nada de eso… En esto de “sanar” al cuerpo, hay un buen grupo de enfermeros y enfermeras (como le gusta decir al Presidente de la República), practicantes/as, doctores/as, especialistas (ambos sexos) que están haciendo su buena zafra… (Cuando hay desesperación ya nadie mide los gastos… He visto doctores que cuando muere el paciente se quedan con una buena parte de dinero del fallecido) … y en este tema de la inseguridad, de la muerte y de la violencia, hay equipos que saben que “si esto se termina”, se les acaba “la changa”…que por cierto también se expande en quienes tienen la posibilidad de ocupación (fuente de trabajo)… llámese -paradójicamente-, policias, guardia privada, herreros, “la electrónica” en su punto más alto de venta (tobilleras; más y más cámaras de filmación en cada esquina y lugares públicos; Nuevas oficinas de vigilancia electrónica “El Guardián”; Centro de Archivo y Acceso a la Información Pública (CAinfo); Datos Abiertos; Transparencia y Acceso a la Información Pública (DATA) y el Instituto de Estudios Legales y Sociales del Uruguay (IELSUR) y podríamos seguir en una lista interminable de nuevas oficinas e inversiones, con nuevos puestos de trabajo que nada producen para un país que vive de la exportación… Acaso nadie lo sabe, que se han generado en una “NUEVA ÉPOCA”?, con inversiones increíbles en edificaciones de cárceles, organizaciones de vigilancia, miles y miles de dólares a diario para la alimentación de los residentes (presos)… y con esto, con un pueblo desesperado todo se confunde cada vez más … ¿Acaso el uruguayo sabe cuánto se invierte en esta “nueva época” del combate a la delincuencia?, El pueblo, nosotros, cada vez reclamamos “mayor seguridad”, más policías, más y más, armamentos, equipamientos móviles… ¿Acaso sabemos cuántos son los delincuentes que tiene el país? … ¿Acaso sabemos cuántos son los maestros en escuelas, liceos, que se les regatea presupuesto para invertir en seguridad? … Este tema, de la violencia y la gran cantidad de delincuentes que tiene el país, algún día va a explotar… es más, hay asomos de “explosión popular”… El país cómo está funcionando no tiene futuro (y muchos me van a putear por esta aseveración)… ojalá me equivoque y me den los años para arrepentirme… Muchas madres entierran a sus hijos (cuando naturalmente es al revés); demasiados ciudadanos furiosos y armados; demasiados políticos que hacen la plancha y miran para el costado; … Las muertes hoy 20 de junio de 1918 en manos de la delincuencia, minimizan las de ayer … y ésto, queridos amigos no es “normal”, aquí ni en ninguna parte del mundo.- MIGUEL.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *